Los blogs lo hicieron otra vez

octubre 5, 2006

 260271136_3654079075_o.jpg

Desde el caso de Mónica Lewinsky que las bitácoras tienen un rol clave en el control de la autoridad presidencial o parlamentaria en Estados Unidos. Y lo hicieron otra vez. La primera evidencia de que el senador republicano Mark Foley enviaba mensajes de texto con oraciones de tono sexual a menores de 16 años que hacían su práctica en las oficinas del Congreso, aparecieron en el sitio “Stop sex predators“. El blog no tiene dueño conocido y a penas lleva tres meses de publicación, pero se ufana de haber parado a su primer “depredador sexual”. El senador Foley renunció esta semana a su cargo y a la posibilidad de reelección. A partir de ese momento, los medios de comunicación tradicionales comenzaron a reportear la noticia de forma intensa, aunque de formas muy distintas. Un ejemplo fue la cadena Fox, que en un programa de alta audiencia y en dos momentos consecutivos, identificó a Foley como un senador demócrata. Las dobles lecturas sobr el error fueron evidentes dados los antecedentes pro repubblicanos y conservadores de Fox. Otros medios, en tanto, apuntaron al jefe de representantes republicanos en el Senado, quien habría sabido de los mensajes de Foley desde hace al menos un año. Es en este punto donde de nuevo le llegan palos a la prensa.  Juan Antonio Giner dice que los grandes medios fueron otra vez golpeados por un blog. El instituto Poynter plantea interesantes tesis sobre qué pasó con el control de la prensa sobre las autoridades y el mismo “Stop sex predators” reclama contra la pasividad de los medios tradicionales, que habrían conocido del tema hace más de un año. Me pregunto cómo andamos por casa, cómo los medios tradicionales chilenos emplean su capacidad para controlar a las autoridades. Pero me pongo triste y me viene el desaliento. Mejor no hablar de ciertas cosas.

Anuncios

3 comentarios to “Los blogs lo hicieron otra vez”

  1. Flor Says:

    Una de las variables que se toman en cuenta al momento de realizan ciertos análisis comunicacionales es la del control social, es decir, aquellas personas o instituciones que tienen el poder de ejercer algún tipo de dominio sobre el discurso periodístico, ya sea desde las fuentes que acceden a él, las representaciones que circulan o los hechos que son publicables. Desde ese punto de vista, el control se ejerce desde el interior como del exterior de las empresas comunicacionales.
    Considerando lo anterior, no me cabe duda que hay personas que ejercen este poder social para ocultar lo que hacen en sus respectivos cargos. Y de allí la importancia que toma internet, donde todos quienes tengan un computador y conexión pueden acceder a este mundo virtual, y denunciar los abusos.
    Saludos

    PD: Parece que me excedí en el comentario

  2. Piggy Sue Says:

    Me quedo con el remate de su post… “mejor no hablar de ciertas cosas” (temazo de Sumo ¿NO?) Whatever…. no se´a dónde lleguen los blogs, y lo de la autocensura… uffffff. da pa’ llorar.

  3. nv1962 Says:

    Sólo una puntualización al margen: el término ‘blog’ no existió antes de finales de 1997; además, no creo que se puede hablar de blogs como teniendo suficiente ‘fuerza’ o por lo menos presencia política antes del año 2000. Creo incluso que en el camino a las elecciones presidenciales del 2004 en EE.UU., las bitácoras servían más bien como herramienta de comunicación entre los incondicionales, que como fuente de información u opinión.

    Otra cosa es constatar que, en estos momentos, las bitácoras — sobre todo las bitácoras colectivas o ‘group blogs’ como p.ej. el Huffington Post o Daily Kos en el lado progresista del espectro en EE.UU. — tienen una audiencia enorme, llegando cada vez a más, y que plantea un reto muy serio a los diarios tradicionales, mucho más que a los medios de radiodifusión.

    En fin… Ese era el comentario. Por lo demás: ¡ya era tiempo que desaparezcan sumergidos en desgracia energúmenos como Foley, o DeLay antes que él. Es de esperar que efectivamente se cumpla la promesa de un esfuerzo serio por eliminar a los ‘pringaos’ por parte de los demócratas; algo de optimismo me da la no elección como líder demócrata en la Casa de Representantes de Murtha, ya que ese tipo también tiene algún tufillo a forofo de ‘mordidas’ indirectas.


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: